<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=255057379578934&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

8 hábitos de alto rendimiento que debe tener un gerente

21 de diciembre 2021

Quienes ocupan posiciones de liderazgo deben aprender a desarrollar actitudes que impulsen mejores performances en sus equipos de trabajo. Conoce cuáles son los hábitos de alto rendimiento que debe tener un gerente.

PAD Escuela de Dirección

Autor:
PAD Escuela de Dirección

Un gerente que asume responsabilidades directivas no puede limitarse únicamente a ser competente a nivel financiero y comercial, sino que necesita contar con otro tipo de habilidades que le permitan ser un profesional integral. Para poder ser un directivo de alto rendimiento y, a la vez, liderar un equipo que se caracterice por su buena performance, el gerente debe tener ciertas competencias clave.

 

¿Cuáles son los hábitos de los gerentes efectivos?

1. Ser un buen coach

Un estilo de dirección en el que se aplique el coaching implica la creación de lazos de confianza con los colaboradores, así como la gestión de su progreso valiéndose de un seguimiento altamente personalizado.

Su impacto es tal en los colaboradores que, en los últimos años, mucho se ha hablado sobre su importancia para la gerencia y liderazgo por los resultados obtenidos en base a la productividad de los empleados.

 

Potencia tus habilidades de dirección y transforma tu ORGANIZACIÓN - Transforma tu empresa

 

2. Empoderar al equipo de trabajo y no microgerenciar

Cuando un directivo o gerente tiene la tarea de liderar o dirigir un equipo de trabajo de alto rendimiento, necesariamente implica tener confianza plena en sus habilidades. Para que esto sea posible, el líder debe conocer a profundidad las fortalezas y limitaciones de cada uno, así como darles la facultad de tomar decisiones relacionadas con el cumplimiento de las tareas asignadas.

 

lider conversando con su equipo

 

3. Expresar interés en los empleados y reconocer sus logros

Hoy en día, contar con una alta motivación en los colaboradores es clave. Y una forma de mantenerla es a través de mecanismos que reconozcan cada uno de sus logros. Esto tendrá un impacto directo en su compromiso con los objetivos estratégicos que tenga la empresa.

gerente estrechando la mano de un colaborador felicitandolo frente a sus colegas

 

4. Trabajar con orientación hacia los resultados 

Algo fundamental para equipos de alto rendimiento es fijar metas inteligentes, así como planificar la forma en las que estas se cumplirán, además de fechas para ejecutar cada una de las tareas.

En este caso, el rol del gerente o directivo eficaz será concentrar su atención en que los objetivos que su equipo se ha propuesto sean cumplidos, así como en la manera en que han creído conveniente hacerlo.

joven ejecutiva liderando una reunion

 

5. Ser un buen comunicador y escuchar las inquietudes del equipo

No puede haber liderazgo positivo de un gerente hacia sus colaboradores sin comunicación. Este es el medio para crear un ambiente de diálogo abierto, donde se logre proponer mecanismos efectivos de resolución de problemas y siempre ajustados a la realidad de la compañía.

 

6. Ayudar a los empleados a desarrollar su carrera profesional

Para consolidar un equipo de alto rendimiento, es necesario que las organizaciones tengan como objetivo el desarrollo de su talento humano. Por ello, deben implementarse medidas como evaluaciones de desempeño y asignación de tareas que permitan perfeccionar las habilidades de los colaboradores.

 

7. Visión clara sobre la estrategia de equipo

La medición del desempeño es fundamental para gestionar adecuadamente la estrategia corporativa. Es por ello que el gerente no debe detenerse en los pequeños problemas y dificultades que tenga el equipo, sino que debe buscar desarrollar una visión global de los procesos.

gerente tomando decisiones en una empresa

 

8. Conocimiento técnico y preparación académica

Un gerente que lidera un equipo de alto rendimiento debe ser capaz de ayudar a cualquier miembro de su equipo en los diferentes desafíos que se les puedan presentar. Por ello, debe contar con los conocimientos adecuados para tal fin, así como  estar al tanto de las actualizaciones que sucedan en su campo laboral.

 

¿Cómo desarrollar estas habilidades?

Todas estas habilidades son las que permiten a un gerente ser competitivo, eficaz e impulsar el rendimiento de su equipo de trabajo y motivarlos a mostrar todo su potencial para alcanzar los objetivos de la empresa. 

Lograr ser este tipo de gerente implica preparación constante y arduo trabajo. Y una manera de potenciar las competencias directivas y las habilidades que requiere la gestión y dirección de equipos es a través de un MBA

En ese sentido, el MBA del PAD-Escuela Dirección es la maestría ideal para que los profesionales más jóvenes comiencen a desarrollar competencias directivas que les permitan crecer dentro de sus organizaciones y adoptar posiciones de liderazgo efectivo.

Además, la metodología del MBA, el método del caso, es la mejor forma de entrenar a los directivos en competencias fundamentales: la toma de decisiones y la resolución de problemas.

Si quieres comenzar a desarrollar las habilidades que necesitarás para comenzar a dar tus primeros pasos en tu carrera directiva, te invitamos a conocer más sobre el MBA aquí. 

MBA | Potencia tus habilidades de dirección y transforma tu empresa - Conoce más aquí